Unas tres mil fotografías:

Una colección de negativos estereoscópicos de vidrio de Julio Bertrand Vidal fue donada a la Biblioteca Nacional

Fotografía,Donación,Biblioteca Nacional
Visor estereoscópico y fotografía de Bertrand.

Visor estereoscópico y fotografía de Bertrand.

El martes, en la Sala Ercilla de la institución, se concretó la entrega de los negativos por parte de la familia del arquitecto, pintor y fotógrafo, quien también fue integrante del Grupo de los Diez.

12/11/2014

Fuente: DIBAM

Fotografía,Donación,Biblioteca Nacional

Nacido en Iquique en 1918, Julio Bertrand Vidal fue reconocido durante su corta vida (murió en 1918, a los 30 años), por sus destacadas obras como arquitecto pintor y fotógrafo. También como miembro fundador del Grupo de Los Diez estableciendo, junto a otros artistas, músicos y escritores como Pedro Prado, Juan Francisco González, Manuel Magallanes Moure, Julio Ortíz de Zárate, Augusto d'Halmar, Alfonso Leng, Acario Cotapos y Alberto Ried, un importante referente cultural a inicios del siglo XX.

Su desconocida faceta como fotógrafo, actividad que comenzó a practicar desde los 16 años, fue rescatada en 2003 por un proyecto de conservación e investigación liderado por la arquitecta, y bisnieta del autor, Pelagia Rodríguez, la que quedó plasmada en el libro "Julio Bertrand Vidal: La mirada recobrada, fotografías, 1905-1918" (2004), editado por el arquitecto Ezio Mosciatti, y en una exposición itinerante que se expuso en el Museo de Bellas Artes, Frutillar, Valparaíso, París y Barcelona.

El martes, en la Sala Ercilla de la Biblioteca Nacional, la propia Pelagia, acompañada por miembros de su familia, realizaron la donación de su legado fotográfico compuesto por unas tres mil fotografías estereoscópicas que retratan la vida íntima del autor, sus viajes, exploraciones artísticas y su profundo sentido estético. El estado de conservación de esta colección es notable, ya que él mismo las clasificó ordenadamente en cajas especiales, y se ocupó de llevar un registro de cada una de las tomas en un cuaderno que también forma parte del conjunto.

Se donaron también algunos visores estereoscópicos portátiles que pertenecieron al artista, los que permiten ver efectos tridimensionales (en 3D) de las imágenes en una técnica que fue muy utilizada por los fotógrafos a comienzos del siglo XX.

Inició la ceremonia la directora de la Biblioteca Nacional, Ana Tironi, quien expresó: "Las donaciones son parte del ADN de la Biblioteca Nacional. Ya en la proclama de su fundación, publicada en El Monitor Araucano, en 1813, se llama a todos los ciudadanos a participar en la formación de las colecciones de la incipiente institución".

Y agregó: "En este espíritu se ha mantenido por más de 200 años y por ello celebramos este momento y agradecemos que la familia de Julio Bertrán Vidal continúe esa tradición republicana, entregando este valioso conjunto de fotografías que, desde ya, ha generado un gran interés por nuestra comunidad de usuarios, presenciales y remotos. Estamos seguros de que ello dará nuevas posibilidades de investigación en diversos ámbitos en los que Julio Bertran Vidal se interesó".

Pelagia Rodríguez, quien formalizó la entrega, indicó que "se trata de fotos de Chile y Europa hasta 1918, con lo cual esta colección se abre a Chile y a todos quienes quieran investigarla".

Introdujo una breve historia de la muestra, el arquitecto Ezio Mosciatti, quien fue el editor del único libro que existe sobre Bertran Vidal, quien se refirió a la opinión que en su momento diera sobre las imágenes, el fotógrafo Sergio Larraín, quien dijo que "en el conjunto existen fotos muy buenas y otras notables".

Recalcó que "en la colección del autor se distinguen fotos de espíritu reporteril (como la gira presidencial a Valdivia); fotos familiares muy relajadas; el primer desnudo masculino (jóvenes bañándose), qué más bien pudo tratarse de una travesura de adolescentes; fotos de arquitectura y otras sociales".

"Bertran Vidal fue fundador del famoso Grupo de los Diez y se destacó como un notable arquitecto, dejando obras que ya están protegidas por ley, como el Cité de Matucana, o el Palacio Bruna, ex embajada de Estados Unidos en calle Merced, frente al Parque Forestal".

"Ahora, finalizó la jefa del Archivo Fotográfico de la Biblioteca Nacional, Soledad Abarca, esta colección está absolutamente resguardada. Con humedad y temperatura constante, y se facilitará a los investigadores sólo en su formato digital, para evitar posibles deterioros".

Ana Tironi concluyó diciendo: "Esta, como otras donaciones, se reciben con la mayor responsabilidad y garantía de acceso público, respeto a los derechos de autor y compromiso permanente de difusión, por medio de exposiciones, charlas, galerías y visibilidad en nuestros portales de contenidos: Memoria Chilena y Biblioteca Nacional Digital. De hecho, ya estamos preparando una investigación sobre Julio Bertrand Vidal que beneficiará a miles de usuarios que acceden diariamente a nuestras colecciones".

Fotografía,Donación,Biblioteca Nacional

Recursos adicionales

Materias: Fotografía - Historia - Institucional
Fotografía,Donación,Biblioteca Nacional
Palabras clave: Biblioteca Nacional - Donación
Fotografía,Donación,Biblioteca Nacional